El Instituto Karolinska otorga el Premio Nobel en Fisiología o Medicina 2018 conjuntamente a James P. Allison, (MD Anderson Cancer Center) y Tasuku Honjo (Kyoto University) “por su descubrimiento de la terapia del cáncer por inhibición de la regulación inmune negativa”.

Sus descubrimientos sobre mecanismos naturales inmunes han permitido dessarrollar terapias contra el cáncer basadas en la reactivación del sistema inmune.

Estimulando la capacidad inherente de nuestro sistema inmune de atacar a las células tumorales, los laureados del Nobel de este año, han establecido un nuevo principio para la terapia del cáncer. James P. Allison estudió una proteína cuyas funciones se sabía eran las de frenar el sistema inmune. Él estudió el potencial de eliminar el freno y de tal modo lanzar a nuestras células inmunes a atacar los tumores. Tras ello, Allison desarrolló este procedimiento como un acercamiento al tratamiento de los pacientes.

En paralelo, Tasuku Honjo descubrió una proteína en las células inmunes y, después de la exploración cuidadosa de su función, reveló que también funciona como freno, pero con mecanismo diferente de acción. Las terapias basadas en estos descubrimientos han demostrado ser un nuevo método eficaz en la lucha contra cáncer. Allison y Honjo han demostrado cómo se pueden utilizar diversas estrategias para inhibir los frenos del sistema inmune en el tratamiento contra el cáncer. Los descubrimientos seminales de los dos laureados constituyen un hito en nuestra lucha contra cáncer.

www.nobelprizemedicine.org